​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​

Formación del estado moderno

El período conocido como Época Moderna significó para Europa importantes cambios en su ordenamiento político. El fenómeno más destacado fue el surgimiento del Estado Moderno : un territorio con fronteras determinadas, un gobierno común ejercido por autoridades y un sentimiento de identificación cultural y nacional de sus habitantes como agrupación humana, con asuntos de interés común .

http://cdn.dipity.com/uploads/events/d673c2cc39fb88dfb858b939bd201771_1M.png
Gobiernos absolutos, pero un Estado ya formado.

Esta suerte de definición puede ser analizada en sus distintos elementos:

Agrupación Humana: término sociológico que se refiere a un grupo complejo, en el sentido que es un grupo que comprende muchos otros. El Estado es una sociedad de personas naturales que constituyen el elemento humano o poblacional del mismo.

Territorio: el Estado lo requiere como condición, es determinado, mutable, conocido y con cierta delimitación.

Asuntos de interés común: Se definen una serie de materias o temas públicos, que son aquellos que interesan a toda la comunidad.

Conjunto de autoridades dotadas de poder de coerción: se advierte una diferenciación de funciones al interior del Estado: Gobernantes (autoridades) y Gobernados (confieren legitimidad a los gobernantes). Los Gobernantes tienen facultades para hacerse obedecer en caso de no acatamiento, en último término por la fuerza (por medio de sanciones).

Historia

El Estado Moderno surgió entre los siglos XIV y XV, cuando los reyes aprovecharon la crisis del feudalismo para retomar su poder, y su proceso de surgimiento se aceleró en el Renacimiento, con profundas transformaciones en los mecanismos de gobierno y en el ejercicio del poder.

http://hmedieval.ugr.es/images/campesinos.jpg
Crisis feudal: base para un estado en forma.

El nacimiento del estado moderno es una de las características que han definido el comienzo de la Edad Moderna, aunque muchos historiadores consideran que el nacimiento del estado fue un proceso lento, que comenzó siglos antes del inicio de la Edad Moderna, es decir, en la Edad Media .

Como génesis medieval del Estado moderno se entiende el proceso por el cual las monarquías occidentales pasaron, durante la Baja Edad Media, de una organización feudal de vasallaje a otra centralizada de características estatales y absolutistas.

Ver: Absolutismo

Durante la mayor parte de la Edad Media la monarquía feudal impedía la organización de un estado cuyo poder lo tuviera solo el rey.

Desde el siglo XIII, y fundamentalmente en los siglos XIV y XV, los reyes fueron aumentado su poder, pero el Estado moderno como tal comienza a implantarse en Europa desde finales del siglo XV. Pero su implantación no sigue un ritmo uniforme pues este proceso de construcción del Estado moderno sólo se dio en tres países: la Francia de Luis XI, la Inglaterra de los dos primeros Tudor y la España de los Reyes Católicos.

Pese a sus limitaciones, estas monarquías occidentales habían establecido firmemente las bases del Estado centralizado y absolutista. En el resto de países, la monarquía autoritaria no se implantó hasta bien entrado el siglo XVII.

La construcción del Estado Moderno supuso la afirmación territorial de la autoridad monárquica frente a obstáculos interiores y rivales exteriores, una creciente centralización política y económica, la extensión y ampliación de la capacidad decisoria de la administración real (burocratización) y la consolidación de la monarquía autoritaria como eje central de un sistema político complejo. Con esto, el rey consiguió la resignación de la sociedad, a cambio de un cierto orden y progreso.

http://1.bp.blogspot.com/_K3IxgJVfnoc/SvxBYgWULKI/AAAAAAAAAF4/1bc__-gRkS4/s320/Luis+XIV+y+sus+descendientes.jpg
El poder monárquico se consolida.

Los reyes fueron quienes iniciaron este proceso en el transcurso de los siglos XIV y XV. Interesados en concentrar el poder en su persona, debieron negociar con los señores feudales, quienes cedieron sus derechos individuales sobre sus feudos, a cambio de una serie de privilegios. Los que no estuvieron dispuestos a transar, fueron sometidos a través de violentas guerras. Para éstas, los reyes contaron con el apoyo de los burgueses, a quienes les interesaba dejar de depender del señor feudal. De este modo, el concepto feudal de lealtad fue reemplazado por los de autoridad y obediencia, propios de un Estado con poder centralizado.

En el siglo XVII, el poder político de los monarcas se fortaleció hasta eliminar cualquier representatividad, dando lugar a las monarquías absolutas.

Uno de los más claros ejemplos del absolutismo fue Francia. Durante el siglo XVII, este país se convirtió en la mayor potencia europea, después de consolidar sus fronteras, gracias a innumerables guerras con los países vecinos. El rey Luis XIV (1643-1715) fue la mejor personificación de la imagen del monarca absoluto. A él se atribuye la frase: "El Estado soy yo".

El fin justifica los medios

El Príncipe fue un tratado que revolucionó las ideas políticas de la época. Escrito por Nicolás Maquiavelo, se hizo eco de las tendencias individualistas que comenzaron a dominar las costumbres. En él, Maquiavelo expuso un conjunto de reglas y recomendaciones que debía seguir un político para vencer en las luchas por el poder. Según estas, la sociedad y los hombres no se regían por el derecho divino o la ley moral, sino que exclusivamente por las pasiones e intereses.

http://1.bp.blogspot.com/-oJlMfjX2twA/TiNYKZ0eCCI/AAAAAAAAD-E/2HUG8ck3Utg/s1600/MaquiaveloNicolas5a
Maquiavelo.

El político no puede cambiar a los seres humanos, sino que los debe tomar como son y, por lo tanto, debe usar cualquier medio siempre que obtenga éxito. Eso dejaba abierta la posibilidad de utilizar el engaño, la mentira e, incluso, el asesinato, pues todo se justificaba si servía a los objetivos del gobernante para conservar y aumentar el poder. Para el político solo debía regir la razón de estado.

Desde la perspectiva política, el fenómeno más relevante, como ya lo vimos, en la configuración del Estado moderno son las primeras monarquías nacionales, las cuales se irán abriendo paso a medida que se diluya la idea medieval de imperio cristiano con el transcurso de las luchas de religión del siglo XVI.

El nacimiento del Estado moderno significará nuevas formas en la organización del poder, como la concentración del mismo en el monarca; nacerá la concepción de un patrimonio del Estado, que generará una burocracia y el crecimiento de instrumentos de coacción, mediante el incremento del poder militar, o la aparición y consolidación de la diplomacia, conjuntamente con el desarrollo de una teoría política útil.

Fórmulas que culminarían en el Estado absolutista del siglo XVII o en los despotismos ilustrados del siglo XVIII, pero que no pueden ocultar la complejidad de la realidad política europea y el desarrollo de modelos de gobierno alternativos, como las formas parlamentarias que se fueron implantado desde el siglo XVII en Inglaterra, y que vaticinan el posterior desarrollo del liberalismo.

Ver: El estado moderno inglés

Ver: Formación de los estados nacionales en Europa

Fuentes Internet:

http://www.artehistoria.com/frames.htm?http://www.artehistoria.com/historia/contextos/1188.htm

http://www.lafacu.com/apuntes/historia/El_Estado_Moderno_Ingles/default.htm

http://www.profesorenlinea.cl/universalhistoria/Fundamentos_mundo_moderno.htm

http://www.proyectosalonhogar.com/Enciclopedia_Ilustrada/Edad_Moderna/EM1.htm

http://historiadavidtrumbullsegundociclo.blogspot.com/2008/10/el-estado-moderno-conceptos-bsicos.html

Materias