​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​

La religión griega

La religión griega era politeísta porque rindió culto a numerosos dioses. Los griegos concebían a sus dioses como seres con poderes sobrenaturales que actuaban sobre las fuerzas de la naturaleza y que podían auxiliar a los seres humanos en todos los aspectos de su vida, desde las acciones cotidianas hasta las guerras.

Las divinidades tenían características antropomórficas (del griego antropos: hombre , y morfos: forma ) porque eran concebidas y representadas con forma humana.

gRECIA007
Dionisio (Baco para los romanos).

No solamente los humanizaban a su apariencia física, sino que también les atribuían las cualidades, las pasiones, las virtudes y aún los defectos de los hombres. En algunos casos les favorecían y en otros los perseguían, buscando su ruina. Esta característica de los dioses hacía que los griegos les temieran y estuvieran permanentemente tratando de agradarles, porque creían que su destino estaba marcado por la voluntad de las divinidades.

Ver: PSU: Historia y Ciencias Sociales; Pregunta 57

Pero eran inmortales y eternamente jóvenes, alimentándose de néctar y ambrosía. Su residencia era el monte Olimpo donde Zeus, el más poderoso de los dioses reinaba sobre los demás.

Las creencias sobre el origen del mundo aparecen minuciosamente explicadas en un poema llamado Teogonía u origen de los dioses, cuya redacción se atribuye al griego Hesíodo , que vivió en el siglo VII a.C.

La Familia Olímpica

Zeus (Júpiter en Roma): Es el dios supremo, soberano de los dioses, de los hombres y del mundo. Personifica al cielo y la luz, y es el señor de la vida y de la muerte. Atenea (Minerva): diosa de la sabiduría y el hogar. Artemisa (Diana): diosa virgen de la luna, hermana gemela de Apolo, guardiana de las ciudades, de los animales y de las mujeres. Hera (Juno): Protectora del matrimonio, de las mujeres, de los niños y del hogar. Era la hermana y la esposa de Zeus. Afrodita (Venus): Diosa del amor y de la belleza. Poseidón (Neptuno): Hermano de Zeus, dios del mar y de los terremotos. Dionisio (Baco): Dios del vino y de la fertilidad, de la vida natural y de la hospitalidad. Ares (Marte): Dioos de la guerra. Hefesto (Vulcano): Dios del fuego y de los artesanos. Apolo (Febo): Dios del sol y señor de la verdad, de la arquería, música, medicina. Era el más majestuoso de los olímpicos. (Ver: Dioses griegos )

Héroes, Oráculos y Misterios

Los héroes de la mitología griega (del griego mythos : fábulas), a diferencia de los dioses, eran mortales. Sus hazañas eran objeto de descripción en leyendas, y estaban representadas en obras de arte que expresaban los puntos de vista griegos sobre la vida y la conducta humana. Las leyendas más famosas fueron las de Heracles (Hercules para los romano), que recibió la orden de completar doce trabajos como expiación de un crimen cometido por su padre; Edipo , cuya suerte desgraciada es la de un hombre que no puede escapar a su destino; Perseo , Cadmo y su hermana Europa , que diera nombre al continente europeo; Teseo , pariente de Hércules y matador del Minotauro de Creta; los héroes de Troya , cantados por Homero en sus inmortales poemas La Iliada y la Odisea.

Los templos eran las casas de los dioses y no lugares de oración. En la Hélade hubo templos que se convirtieron en los grandes santuarios de todo el mundogriego. Tal fue el templo de Zeus en Olimpia. También el santuario de Apolo en Delfos. Apolo, a quien los griegos atribuían dones proféticos, solía revelar la voluntad divina por medio de oráculos . Así lo creían los helenos, que acudían desde las ciudades más lejanas a consultar ansiosos al oráculo.

Los Juegos Olímpicos

Si la religión no consiguió unificar a Grecia, los deportes lo lograron periódicamente. La gente iba a Olimpia, Delfos, Corintio y Nemea no tanto para honrar a los dioses. Bajo el aspecto del deporte aparecía la religión verdadera de los griegos: el culto a la salud, la belleza y el vigor.

Grecia009
Atleta china moderna coronada de olivo.

Los juegos panhelénicos más importantes eran los olímpicos, que se celebraban en Olimpia, donde están las ruinas mudas de la palestra o zona de entrenamiento.

Las pruebas duraban siete días, y comprendían los siguientes ejercicios: la carrera simple o doble, a lo largo del estadio, de 185 metros de longitud, la carrera con armas, la lucha, el pugilato, el lanzamiento de la jabalina, el lanzamiento del disco, el pentatlón, o cinco combates, y las carreras de carros, que era el espectáculo que provocaba mayor entusiasmo entre los concurrentes.

Pocos de los competidores que tomaban la salida terminaban el recorrido. Incluso alguno de ellos perdía la vida.

A los vencedores se les recompensaba con una corona de olivos , único premio oficial. Pero al retorno de Olimpia toda clase de honores esperaban en su ciudad natal al atleta victorioso. Se colocaba su estatua en sitio de preferencia y en sitios públicos se cantaban poemas para inmortalizar sus hazañas.

Otros juegos importantes fueron los Píticos, celebrados en Delfos, donde el premio para los vencederos era una corona de laurel .

Fuente Internet:

http://cho-mnue.blogspot.com/2009/06/grecia-antigua.html

Compilación: Profesor en Línea

Materias